organisation
Galería
La diosa Durga batallas y finalmente mata al demonio del búfalo de agua, en <em>Mahishasura Mardini</em>, títeres de varillas tradi<em>c</em>ionales, <em>kathi kundhei</em> na<em>c</em>ha, de <em>Or</em>issa (Odisha), India. Fotografía cortesía de Sampa Ghosh

Kathi Kundhei Nacha

País

India

Teatro tradicional de títere de varilla del estado de Orissa (hoy, Odisha) situado al este de la India. Los títeres de kathi kundhei nacha (“danza de los títeres de varillas de madera”, también llamado kandhei nach o kandhei nata) son manipulados por una kathi, o varilla de madera. La representación tradicional, una amalgama de danza, teatro y canciones, comienza con una invocación (stuti), seguido por la presentación que realiza el sutradhara (director de escena/narrador) del episodio que se originará a partir de las epopeyas, el Ramayana y Mahabharata, o de los Puranas.

Los títeres son de hasta 60 centímetros de altura, tallados, pintados y vestidos al estilo del jatra (teatro de ópera) de Orissa, con conjunto completo de faldas y camisas. Los títeres están unidos por los hombros, y las articulaciones del hombro están conectadas con cuerdas dentro del torso del muñeco a dos anillos, que se tiran para mover los brazos de los personajes. La varilla sostiene la cabeza, que está tallada en madera y pintada. Los titiriteros se sientan en el suelo detrás de una pantalla. Los músicos tocan tambores, platillos e instrumentos de caña, incluyendo el clarinete y la flauta indios y más recientemente un armonio, mientras que un grupo de varias personas manipula. Hoy en día, la puesta en escena puede ser más elaborada, realizada en un escenario teatrillo con una cortina y fondos pintados, similar al escenario de Bengala Occidental danger putul nach.

Maguni Charan Kuanr (1937) es actualmente el exponente más popular del kathi kundhei nacha. Aprendió esta forma de títeres tradicionales de su padre, Baishnab Charan Kuanr, así como de miembros de la comunidad Jhara en su pueblo del distrito de Keonjhar, Orissa. Ha improvisado con el género durante muchos años con su compañía, Utkala Biswakarma Kalakunja, desarrollando, en el proceso, lo que se podría llamar kathi-suta kandhei nacha (“baile de títere de varilla y cuerda”). Una actuación típica suya podría empezar con una pieza corta, Mahishasura Mardhana, donde la diosa Chandikar (Durga) mata al búfalo demonio Mahishasura, seguido por el episodio elegido del Ramayana. El grupo se ocupa de temas modernos, así como de representar el repertorio tradicional basado en el Ramayana y otras fuentes mitológicas. La comedia es un elemento fundamental. Piezas titiriteras humorísticas – como el sapua kela, el encantador de serpientes soplando más que entusiasmado su doble flauta de caña, que es atacado por un montón de cobras, o el borracho que ronca tendido bajo un árbol y es orinado por un perro que pasa, o la pareja debatiendo los respectivos hábitos de consumo de hombres y mujeres de hoy – se intercalan a lo largo del drama principal para proporcionar un respiro cómico. Sin embargo, a pesar de la popularidad entre el público local y el reconocimiento oficial a nivel nacional de la Sangeet Natak Akademi por su contribución al arte de las marionetas, Maguni Charan Kuanr señala: “Tristemente, esta forma de arte espera de nuevo titiriteros apasionados que podrían salvarlo en la era de la televisión y el cine.”

Hoy en día, algunos artistas tradicionales son reconocidos en sus comunidades y a veces a nivel nacional por su contribución al arte de la marioneta. En 2004, Maguni Charan Kuanr recibió el Galardón Sangeet Natak Akademi por su contribución al kathi kundhei nacha y al teatro de marionetas indio.

(Véase India, Premios al Teatro de Títeres Sangeet Natak Akademi.)